Logo UNICEF. Enlace al sitio. Abre en ventana aparte.




Cartas a María Mantilla

José Martí

María mía:

¿Con que Fermín es queridísimo, y yo no soy más que querido? Así dicen tus cartas. Yo me vengo de ti, queriéndome con todo mi corazón. Aunque tú y yo somos así, que callamos cuando más queremos. La verdad es que no estoy bravo contigo.

¡Me acordé tanto de ti en mi enfermedad! Una noche tenía como encendida la cabeza, y hubiera deseado que me pusieses la mano en la frente. Tú estabas lejos.— ¿Te acuerdas de mí? Ya lo sabré a mi vuelta, por el ejercicio en francés de cada día, que hayas escrito con su fecha al pie, -por la música nueva -por lo que me digan del respeto con que te has hecho tratar,-y por el calor de tu primer abrazo.

A Carmita, que me quiera, que ría dos veces al día, y no más, y que pinte.

Tu Martí

Ernesto:
Quiere, sirve, habla  
con finura, y trabaja.

Tu Martí

Fuente original: Cartas a María Mantilla, 2007.
Colaboración: Editorial Gente Nueva.

Real Time Web Analytics
Estadisticas Gratis