Logo UNICEF. Enlace al sitio. Abre en ventana aparte.




Quisicosas de mar

Pablo del Río

A David por sus manos.
A Daisy Yisel la niña que me dio el sueño.
A todos los míos que son muchos.
A Dalia la flor de los libros.
A Miguel y a Yoly siempre niños.
A Renael el maestro de todos y a Raulito, mi hijo sin juguetes.

EL PULPO Y EL TIBURÓN
Llega el policía azul tiburón pues, el pulpo hacía de almejas montón. ¿Qué cosa está haciendo? preguntó al ladrón las voy recogiendo para una inspección. Deme usted su ficha señor fanfarrón y con buena dicha tenga la razón pues si no la tienes serás mi ración
El pulpo detiene su cuerpo en tensión y con voz nerviosa le dijo al glotón.
—¡Vea usted que cosa señor tiburón! cuento las almejas es mi vocación.
—¡No creo en sus quejas Le dijo el gruñón —No sigas buscando justificación ya estoy acabando esta discusión
Crack

ENIGMA
Iguala a un perro su inteligencia nada en el agua con mucha urgencia. Es cariñoso el andarín. Sigue la rima es el...

AGUALILA
No lleva trusa para la playa sólo una saya Lila medusa.
Vuela sin alas rumbo a la orilla ¿mansa sombrilla del agua mala?
Agua enemiga para la piel es su pincel líquida ortiga.
Como pastel de transparencia va con paciencia Lila al papel.

CABALLO DE SAL
Canción.
Caballo de sal, caballo de sal, llévame en un sueño al fondo del mar.
Llévame en tu rojo cuerpo de coral a ver los tesoros que tiene el manglar.
Y si tardas mucho en esta excursión, tal vez se despierte mi amigo el reloj.
Caballo de sal, caballo de sal, mira que si vienes te puedo cantar.
Caballo de sal, caballo de sal, llévame en un sueño al fondo del mar.

Fuente original: Quisicosas del mar, 2007.
Ilustraciones: David Silva Silva.
Colaboración: Biblioteca Provincial José Martí (Las Tunas)