Logo UNICEF. Enlace al sitio. Abre en ventana aparte.


¿Por qué el macao vive dentro de una concha de caracol?
El macao vive dentro de una concha de caracol porque es lo que le sirve de casa, y tiene que cargar con ella por donde va, además es su modo de defenderse. A pesar de tener dos fuertes pinza, una (la derecha) de mayor tamaño y con más fuerza que la otra y tener una parte de su cuerpo protegida por una especie de cáscara dura, como la de los cangrejos, esto no le es suficiente porque la parte posterior de su cuerpo, alargada y blanducha la tiene sin protección, por esto prefiere caminar así, lenta y trabajosamente a estar expuesto a que lo devoren. Cuando advierte algún peligro, esconde rápido todo su cuerpo en el interior de la concha, tapa la entrada con la pinza más grande, y allí se siente seguro. Cuando ha pasado el peligro, asoma otra vez, poco a poco, sus patas y su cabecita.
En algunos sitios, a estos animalitos se les llaman brujas, en otros les llaman ermitaños; en Cuba les decimos macao. Él puede respirar lo mismo en el agua que en el aire. Cuando crece y el caracol donde vive le queda estrecho, tiene que buscar una vivienda mayor. Para elegir un nuevo caracol, lo mira y lo examina bien, lo mueve con sus pinzas y le da vuelta tocándolo por todas partes. Esto le permite asegurarse de que este vacío, sano y que le servirá para su tamaño. En el momento de cambiarse debe mirar de un lado y otro, pues es un momento peligroso, ya que puede ser víctima del ataque de otro animal.